jueves, 5 de noviembre de 2015

Yo procastineo, tú procastineas...


Mira que el verbito se las trae: PROCASTINAR. ¿Qué me dices del sustantivo?: PROCASTINACIÓN. ¿No me digas que no? Y tampoco me digas que  no procastineas...¡no me lo creo! Menos aún si, como yo, te mueves laboralmente por las RRSS. Espera ¿o acaso no sabes de qué hablo?

Comencemos por el principio...


¿Qué es procastinar?

Ni más ni menos que retrasar el comienzo de las actividades que deberíamos hacer. Uhmm... ¿procastineas o no procastineas? Sé sincero, piensa en lo que haces a lo largo del día.

Tic...tac...tic...tac...

¡Lo sabía! ¡Tú también PROCASTINEAS! Y es que no hacerlo es muy pero, que muy difícil, sin embargo, yo estoy logrando no PROCASTINAR...

Muchos compañeros, escritores y bloggers, me comentan que el día se les va si casi poder escribir porque no hacen más que sentarse a las teclas y comenzar los beeps...beeps del WhatsApp, los avisos de la bandeja de entrada del correo, las alarmas del Facebook, los tweets...y un sin fin de alertas que nos llegan sin habernos levantado de la silla. Sin contar, las posibles búsquedas de información, noticias, etc... que podamos realizar.

Por eso, yo lo tengo  claro. El WhatsApp lo ignoro, si alguien necesita algo urgente de mí me llama, y para ser sincera los grupos los tengo silenciados, solo los miro una vez al día y muy por encima. Imposible seguir interminables conversaciones de las que tampoco saco nada en claro. El correo electrónico lo veo un par de veces al día: por la mañana, de camino a recoger al piojo del cole y por la noche. En el Facebook saludo por la mañana y tras enlazar los posts,( cada vez lo hago menos, porque sé que los que verdaderamente me leen me buscan, la mayoría de los grupos está lleno de enlaces y enlaces que no son leídos o, que los autores se dedican los "me gusta" y ya. Yo no busco eso, sigo manteniendo la romántica idea de ser leída por interés y no por compromiso,) lo cierro, entrando de nuevo para devolver saludos una vez he terminado con mi trabajo. Y con Twitter, Instagram, Pinterest, Linkedin, Wattpad, Blogger...hago exactamente igual, así y todo ya estoy procastinando pero de manera útil.

Una vez que he realizado enlaces, leído correos, contestado saludos, etc... desaparezco de las Redes Sociales, salvo para ciertas personillas, que siempre pueden encontrarme disponible para ellas; me enchufo los auriculares con la música favorita del personaje principal de la historia en la que me encuentro inmersa y desaparezco del mundo 2.0.. En el tangible estando el piojo en casa no puedo desaparecer del todo, siempre hay una parte de mí pendiente de él, si eres madre me entenderás...

Y ese es mi truco para PROCASTINAR lo menos posible, así y todo respondo a cada saludo, no me gusta responder de manera general sino personalizada; contesto cada comentario pero todo en su debido momento. Ya soy toda una experta en contestar saludos mientras camino de ida o vuelta del cole, contesto comentarios en la puerta del cole, tomándome el café o sentada en el baño...ja ja ja ja...el caso es rentabilizar tu tiempo. ¿Y tú, logras hacerlo? ¿Cuáles son tus trucos?

Muaaaaaaackis...muaaaaaaackis


2 comentarios:

  1. Ja ja ja de verdad no sabia el significado de la palabrita, pero fíjate que es cierto, muy muy pero muy difícil no hacerlo, pero seguiré algunos de tus concejos para hacerlo lo menos posible, gracias elva siempre sacas cada cosa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja ja ja...es que la palabrita se las trae, ja ja ja. Espero que te sirva...
      Muaaackis...muaaackis

      Eliminar